Cómo recuperarse al realizar un gran esfuerzo haciendo deporte

 In Deportes

En el deporte también es importante saber cómo recuperarse tras realizar un gran esfuerzo. No todo consiste en entrenar. Hay que tener en cuenta el desgaste físico y mental que esto produce. Para mantener tu rendimiento deportivo al máximo es importante además, planificar la recuperación tras el esfuerzo. Estas son las claves.

Qué dice la medicina deportiva

El cuerpo humano es una máquina perfectamente diseñada para resistir grandes exigencias físicas. No obstante, la medicina deportiva recomienda que cuides tu cuerpo tras realizar un gran esfuerzo. El motivo no es otro que prevenir el desgaste físico y mental determinante para tu rendimiento continuado.

Saber cómo recuperarte después de un duro entrenamiento o una competición es básico. Solo así conseguirás sacar más partido a todo tu esfuerzo. Es un grave error creer que no son necesarias sesiones regenerativas, como parte de tu rutina deportiva. La medicina del deporte asegura que los deportistas que sufren más lesiones físicas, así como pérdida de motivación y fuerza mental son aquellos que no incluyen la recuperación como parte de su entrenamiento.

Claves para recuperarte tras realizar un gran esfuerzo

Una buena recuperación deportiva es aquella que te permite recobrar el estado original de tu cuerpo y tu mente antes del esfuerzo. Para recuperar líquidos, energía perdida, así como minimizar el daño en tus articulaciones y músculos es fundamental que:

  1. No pares de entrenar de manera brusca. Necesitas detenerte de manera progresiva y no descansar de forma inmediata. Continua tu rutina con un ejercicio de baja intensidad durante al menos unos 15 minutos. A fin de reducir la sensación de rigidez en tu cuerpo.
  2. Realiza estiramientos. Los estiramientos después del ejercicio son imprescindibles. Dedica una pequeña sesión de 10 minutos a cada grupo muscular.
  3. Hidrátate bien. Toma bebidas isotónicas que te permitan recuperar todo el líquido y minerales perdidos durante el esfuerzo. Uno de tus grandes aliados también es el caramelo nootrópico Golders. Su carga energética es la misma que la de una bebida isotónica. Pero con un efecto mucho más rápido y prolongado en el tiempo.
  4. Dale carbohidratos a tu cuerpo. Tras realizar un gran esfuerzo tus músculos están hambrientos de carbohidratos. No esperes demasiado para comer algo de fruta fresca, barritas energéticas, algo de proteína, pan o cereales.
  5. La importancia del descanso activo. Después de una competición o un duro entrenamiento tu cuerpo libera ácido láctico que es importante eliminar. Para hacerlo sin forzar la máquina al día siguiente del esfuerzo, y tras haber descansado 8 horas, da un suave paseo a pie o en bicicleta, nada, realiza una sesión suave de elíptica, etc.
  6. Masajes deportivos. Para regenerar tu cuerpo y mente nada como un masaje deportivo. Son perfectos para relajar la musculatura y favorecer la circulación. Evitarás posibles lesione, así como sobrecargas musculares.

Sigue todos estos consejos y lograrás mantener una rutina deportiva sin caer exhausto. Date una ducha fría tras realizar un gran esfuerzo para reducir inflamaciones y posibles traumatismos. No olvides recuperarte tras cada entrenamiento o competición. Así será mucho más fácil lograr tus objetivos.

Recent Posts

Leave a Comment

0
fuentes de energia